Una año más de ilusión

Como cada año llegan los Reyes Magos de Oriente, tradición muy arraigada en nuestra tierra y que no se deja desplazar por el insistente señor de traje rojo y blancas barbas.

El 5 de enero es un día de ilusión, de magia, de creer en lo imposible, de retorno a la niñez, de abrazo de la candidez infantil, en definitiva de pensar que nuestros sueños mágicos pueden y deben hacerse realidad. Para mi uno de los días más emocionantes de todo el año, sobre todo cuando tienes cerca a niños que todavía creen en la magia de “SS.MM los Reyes de Oriente“. Las caras de los niños son una mezcla a partes iguales de asombro, emoción contenida y felicidad… sensaciones que a los mayores nos cuesta sentir y expresar cada día.

En definitiva es un día para soñar……. OJALA NOS DURE ESTA ILUSIÓN TODA LA VIDA.

  
B O L E T I N