Vacaciones Culturales (4 de 5)

Como todo viaje que se precie, aun cuando el destino originario es la playa, también debemos dejar espacio para alimentar el sentido de la vista e impregnar nuestro intelecto con la cultural autóctona.

La parte monumental estaba servida con la breve visita que efectuamos a Besalú, situada en la comarca de La Garrocha. Esta tranquila y apacible ciudad nos aportó una agradable jornada, mientras paseábamos por sus bellas calles. Su origen fue el castillo de Besalú que ya se encuentra documentado en el siglo X, construido encima de un cerro donde se hayan los restos de la canónica de Santa María, en la Alta Edad Media.

 

La parte cultural, como no podía ser de otra forma, la aportó en su gran medida, el Teatro Museo Dalí, construido en Figueres y abierto al público, para mostrar parte de la obra de este genio de las artes plásticas.

Cita textual: “El Teatro-Museo Dalí, inaugurado en 1974, fue construido sobre los restos del antiguo teatro de Figueres y contiene el más amplio abanico de obras que describen la trayectoria artística de Salvador Dalí (1904-1989), desde sus primeras experiencias artísticas y sus creaciones surrealistas hasta las obras de los últimos años de su vida”.

  
B O L E T I N